Seleccionar página

Motivación

La motivación es un principio básico para el ser humano. Estar motivado significa realizar las tareas cotidianas sin apatía, sin notar una pesada carga,la motivación está relacionada directamente con las necesidades humanas.

-Cuando el ser humano tiene una necesidad, siente la motivación de satisfacerla.
-Sin necesidad, no hay motivación.
-La motivación es como el motor del mundo emocional de cada uno y lo que impulsa a conseguir sus anhelos.
-El grado de motivación de cada uno no es directamente proporcional al valor de aquello que lo provoca, sino que es la importancia que le da la persona que lo recibe la que determina la fuerza, el grado de motivación.

Provocar, mantener y dirigir un comportamiento y actitud hacia la consecución de un objetivo requiere, además de fuerza mental, el refuerzo positivo de obtener mejoras y avances. Para ello, primeramente, es aconsejable establecer metas posibles, que haya una relación real entre el tiempo de entrenamiento y los objetivos implantados. Disfrutar de los logros que se van consiguiendo poco a poco es una clave importante para mantener e incrementar la motivación. Otro elemento que nos ayudará a no caer en la desmotivación consiste en la variedad, realizar ejercicios diferentes para evitar una rutina aburrida y que a la misma vez sean agradables y divertidos. Finalmente un ejercicio que nos muestra los avances conseguidos y fortalece la motivación consiste en anotar y analizar los avances que se van consiguiendo progresivamente.
En muchas ocasiones resulta de gran ayuda realizar el ejercicio en compañía, ya sea socializándose en el centro deportivo o yendo con un amigo.

Todo esto que hemos comentado parte de los tipos de motivación que podemos encontrar:

-Motivación intrínseca. Las razones por las que el individuo ha sentido la necesidad de alcanzar los objetivos propuestos giran en torno a los propios objetivos. En esta motivación, los objetivos estimulan por sí mismos al individuo a actuar.
-Motivación intrínseca. Las razones que conducen a la consecución del objetivo se encuentran relacionadas con los resultados, con las actuaciones de los demás y con lo relacionado con los objetivos. En esta motivación, son los premios o castigos, obtenidos por cumplir los objetivos, los que impulsan al individuo a actuar.
-Motivación positiva. Representa las razones por las que se desea alcanzar una meta.
-Motivación negativa. Representa las razones por las que no se desea lograr una meta.

Dentro de todos estos tipos de motivación podemos encontrar un tipo de motivación muy importante para el desarrollo de una actividad física o la búsqueda y consecución de unas metas, esto es la automotivación, hablar de motivación implica hablar de todo aquello que genera una fuerza, un impulso, para lograr lo que nos interesa de una manera activa.